Salsa blanca light

La bechamel, se la reconoce mundialmente con el nombre de salsa blanca y es una de las más populares recetas que se pueden encontrar. Su finalidad para diferentes platos es realmente amplia.

Por lo general se utiliza para el acompañamiento de tallarines, complemento de un relleno y hasta el gratinado de una comida, este real «todo terreno» de la cocina siempre estará presente.

Lo atrayente es que además se puede preparar una versión baja en calorías y más ligera sin grandes contratiempos y sin modificar la dieta que lleves.

A continuación, te proponemos una versión de salsa blanca light trabajada en casa para acompañar todos los platos que quieras y al mismo tiempo cuidar la figura.

Ingredientes:

salsa blanca light

  • 1 tacita de leche descremada.
  • 1 cucharadita de maicena.
  • 1 cucharadita de aceite.
  • Sal.
  • Pimienta.
  • Nuez moscada.

 

 

Preparación:

  1. Ubicar la leche descremada en un recipiente para calentar, luego ir agregando una cucharada pequeña de aceite y la maicena.
  2. Revolver y dejar que el preparado hierva y tome forma. Cuando ya tome la consistencia requerida, solo resta quitar del fuego (pensar que con el paso del tiempo, la mezcla se enfriará y se concentrará aún más).
  3. Finalmente, se le dará sabor a la salsa de bechamel con sal, pimienta y nuez moscada.
Resumen
recipe image
Receta
Salsa Blanca Light
Escrito en